Ortodoncia interceptiva

Hoy os mostramos otro caso de los buenos resultados que podemos obtener con ortodoncia interceptiva.
En este caso, se realizó mediante la colocación de una reja lingual a una niña de 9 años, que evita la colocación de la lengua hacia los dientes provocando una apertura de la mordida.
En las imágenes podemos observar como tras nueve meses de uso hemos conseguido cerrar la mordida de la paciente.


En casos de ortodoncia interceptiva como este, en los que se actúa sobre el desarrollo del hueso, es especialmente importante intervenir en el momento adecuado, para aprovechar las situaciones de desarrollo de los pacientes. Por ello, debemos acudir a las citas estipuladas por el profesional para hacer un correcto seguimiento del caso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *